Tonina-México

Tonina-México

martes, 23 de abril de 2013

EloisaoDiosa devora el Ave enemiga


.- Que fuerza impetuosa se halla en estos momentos dentro de mi ser...mi corazón late sin compás...- mis pies se ven extraños.
 Estoy sola en este lugar, no recuerdo como llegué; veo luces muy lejos y mis oídos oyen música.
Mi cuerpo  esta desnudo pero hace pocos momentos  llevaba ropaje.
No comprendo esta situación, debo tranquilizarme  ,quizás este momento sea  una pesadilla.
La luz de la luna  le da a mis piernas unos colores tornasolados y brillantes.
Extiendo los brazos al mar como deseando  hundirme.
Nereo...ahora recuerdo.
La nave se hundió llevandose a mi amado a la profundidad.
He conseguido sacar mi alma dentro del envase cuando llegué a la costa buscando a mi amado  Nereo  .
 Estoy en los peñascos de un arrecife.
Siento frio pero no me molesta...toco mis pechos grandes y bien formados y mis manos se deslizan por cada parte de mi ser.
Mi cabello largo, rubio resplandece a  la luz de la luna y mi cuerpo de escamas suaves y perladas me hacen sentir mas bella aún.
Nubes y más nubes en mi mente...
Si...recuerdo que me introduje en el  mar lentamente a poner fín a mi vida.
  Y mientras mi cuerpo se sumergía tragada por la angustia y la profundidad del océano, sentí que algo succionaba mi pié.
 Ví una gigantesca Ostra que con un luengo y difuso apéndice ,  lo introdujo en mi vagina .
 Desesperé por  evadir la extraña situación.
Por fín logro nadar a superficie y miro el mar, lejano , el horizonte . Busco un escollo para reposar.Mis recuerdos quedan allí, encarcelados  en mi mente ,  pero con suavidad ,  voy evocando , repasando cada instante.
Y comienzo a vislumbrar...
 Y tendida sobre una roca observando las estrellas , mi ser entra en ensoñamientos imprecisos, borrosos y pierdo la conciencia.
Despierto mirando el amanecer, embebida mi piel por el salpicado del oleaje.
Nubes se forman en el firmamento rosado y ...


Cuantos deseos, cuantos recuerdos quedan alborotados en un pasado que se suspenden como en una telaraña por siempre.
Eloísa entra en conmoción y solo responde a lo que tiene frente a si, quizás en defensa de algo.
Que podra ser?...
Image and video hosting by TinyPic
Eloísa, Eloísa....
En su interior la nebulosa se acrecienta y temerosa de aquel impactante presente que la deja asombrada, ella observa las luces lejanas .
No tiene pasado y ahora debe observar  estos instantes .
No posee nada , solo visiones de  mar y luces.
Eloisa fue escogida por el destino.
Un destino? .- de que siglo ?
Eloísa puede oír sonidos y chispazos, centellas .
Aquella ciudad lejana está en guerra y siente deseos de observar aquella escena.
En un arrebato , se desliza de la roca donde está apoyada y suavemente se zambulle en el mar.
Sin que nadie la observe , sube una escalinata de mármol y observa..
Imponentes aves con descomunales alas
atacan la pequeña ciudad surcada de agua .
Colosales aves que en sus extremidades tienen colocadas dagas de plata afiladas.
Deslumbra el metal con la luz de la luna.
Rayos y centellas de luces , fogoneo de las armas de los moradores de la ciudad.
Siente ardor , de dolor e impotencia y en un impetu de braveza sale a defender a los hombres de la ciudad de bella arquitectura.
Toma un sable de un moribundo y con el impulso que solo da el coraje acomete contra una de las aves .
El ave intenta clavar sus dagas de plata en el cuerpo de Eloísa.
Su cuerpo brilla , el tornasolado de su piel hinoptiza las aves voraces.
Y ante el desconcierto de semejante tesón, el enemigo despojado de la bravura, se aleja en el cielo nocturno

Siente deseos de respirar y lanza a la brisa del océano , un sonido con reverberáncia  que su garganta emite y  ahora tiene  apetencia de carne.
Los habitantes la señala y se arrodillan expresando agradecimiento.
Ella esta recostada sobre una baranda de mármol  ,  su cuerpo es mitad mujer, mitad pez.
Sus dos bellas piernas tienen aletas y escamas bellísimas.
En el dorso de su espalda una membrana de suaves reflejos iluminan su rubio cabello.
Orillando su costado , hay un ave enemiga, moribunda y ella comienza a destrozarla para 
engullirla.