Viaje al mundo de las almas.

Viaje al  mundo de las almas.

sábado, 7 de marzo de 2015

Sueños de Horror , del más allá


Los sueños hablan.

Los sueños ,  son la continuación de uno mismo
en la otra dimensión.
Relato del espanto  ocurrido.
Voy entrando en estos momentos , en ese terreno, que me es conocido.
Siempre están las mismas personas y es el mismo sitio.
La casa de mis padres, en Temperley , barrio de los Ingleses.
La puerta del porch se abre y un gran amigo entra con su típica educación.
El es un actor fallecido, hace poco y es inglés.
No quiero decir su nombre ,  porque no solo lo admiré sino que también siento un gran respeto por sus trabajos en el cine.
Viste un hermoso abrigo de piel blanca y zapatos blancos. Me sonrie y nos abrazamos.
Me embargo una inmensa alegría, saber que estariamos unos momentos juntos, compartiendo las conversaciones que mas nos gustan.
El me dice: - traje una pizza especial para que comamos ahora...te parece?
En los jardines de afuera , se escuchan las fuertes voces de mi padre, de mi madre, hermanas y muchos familiares que están vistiendo la mesa para comer con tan hermoso clima.
Le respondo...- claro que si, traigo los platos.
En la cocina , está mi hija menor y le comento que ha llegado mi gran amigo.
Ella, enojada comienza a decir que ella ha tenido amorios, con el novio de mi amigo y que desde ahora , será su cortejante.
Sale hacia donde está el , sentado , tranquilo, esperando para compartir.
Mi hija , se acerca a el y despide por su boca, todo lo que me había dicho hacia unos instantes.
Permanezco en la cocina, nerviosa por el asombro que causará semejante noticia.
A los segundos, puedo oir ruidos secos, gritos, aullidos de dolor.
Me quedo impávida , sin saber que camino tomar.
Espero.
A los pocos momentos, aparece el en la cocina, manchado de sangre y lleva consigo unas bolsas donde me imagino su contenido.
Eran muchas bolsas.
Han sido muchos gritos y ese era el resultado.
Me pide ollas y asaderas para el horno .
Enciende las hornallas y comienza a colocar, miembro por miembro de todos los cuerpos.
Reconozco la mano de mi hija y no logro emitir un sonido.
No sé si de temor o desconozco esa sensación de horror.
Sé que en pocos momentos, llega Carlos.
Siento sus pasos y corro a su encuentro.
Lo beso en la mejilla y con una sonrisa le susurro en el oído:- seguime la corriente.
Mi amigo camina hacia el comedor y se toma asiento en su lugar.
Carlos y yo también.
El, tiene en rostro tomado entre las manos y la cabeza gacha.
Yo no sé que actitud tomar y le corto con el cuchillo una porción de pizza y le digo que coma.
Como queriendo demostrar tranquilidad, le comento:- me darias  un pequeño trozo para probarla?
Me dice:- hazlo...y continua en silencio.
Carlos, come tranquilo la pizza.
Yo , estoy ahora ,  parada al costado.
El no prueba nada y su rostro está oculto entre sus manos.
Me dice , mirandome a los ojos: - creo que iré a Alemania...no...mejor llama a la policía.
Nó...le contesto, apura , ve a tu departamento y prepara rápido tu viaje, en segundos.
En esos momentos, aparece su hija pequeña , vestida igual a su padre y corre a sus brazos.
Sale el de la casa y se encamina a su departamento que está a media cuadra .
Aún , está en mi visión interna, la mano, saliendo de la olla, de mi amada hija .
Pero no quiero demostrar sentimientos .
Salimos todos y yo llevo a la niña de la mano con una amiguita de ella.
De pronto al llegar a la esquina...mi cuerpo comienza a sacudirse de dolor, de emoción contenida.
Siento una fuerza que la desesperación y soledad, dolor y dolor causan en cada parte de mi ser.
Hago ademanes de fuerza y de querer gritar al cielo...sin embargo estoy muda.
Carlos , se acerca y me pregunta por esa actitud.
Ve....corre y dile que se apure, que si no encuentra vuelo a Alemania, saque a Rusia y luego desde allí, vea otras posibilidades de acercarse al lugar que quiere llegar.
Carlos va y llega a los pocos minutos.
En mi mente, queda el rostro de él....la angustia y el dolor...el arrepentimiento.
Sentí...que lo había perdonado con lágrimas de dolor.
Ahora, quedaba como cómplice pero....
Es un sueño y una voz me dice:
- No te das cuenta....que siempre cargaste con las culpas ajenas?
Y una frase extraña en ese momento pero sí....verdadera.
Tú sabias que Juana de Arco era amiga del Conde de Orsay.
Porqué no hablaste?
Así quedó mi sueño.
Pero supe que era verdad....que siempre en silencio , cargué con las injusticias, los señalamientos, las culpas...sin decir nada.
Existe el más allá. Como es esta realidad, es allí, también la misma verdad.
Día a día iré escribiendo mis teorias y mi testimonio.
Soy atea pero soy leal a un camino.